Alcalde

Alcalde, Guadalajara

La primera impresión de este novedoso concepto es la energía que emana. Éste es un intento aventurero por elevar a otra dimensión el gusto culinario tapatío. Una propuesta que se basa en el ingrediente de buena calidad, detalles propios de la cocina mexicana, llevados a la excelencia con una estética impecable. Los sabores no se pueden definir sino como francos. Es posible diferenciar en un bocado cada elemento y entender cómo los visualizó el chef Francisco Ruano, un talento muy prometedor. El elemento que va a conducir al éxito a este establecimiento, es la sencillez de sus preparados. El concepto en sí mismo es modesto, pero muy cuidado en los detalles finos. Se nota pasión en el servicio, decoración y disposición de los platillos. Aunque existe una carta, la propuesta es ofrecer dos menús de degustación con platos que van de acuerdo con las estaciones, muchos de ellos con potencial de ser insignia. La ensalada de jitomate marinado, pepino, apio y crema de requesón es un amable inicio. Le sigue la pesca del día, con ensalada de elote y huauzontle, puré de coliflor y polvo de chorizo. Una mezcla ingeniosa que juega con la acidez, y por momentos recuerda incluso la delicia de unos esquites. Un plato sin pecado alguno es la costilla corta en su jugo con cremas de cilantro, cebolla dulce y tocino. La selección de la cava se enfoca en vinos mexicanos de gran calidad.

Av. México 44690, Guadalajara, Jalisco. (33) 3615 7400.

Texto: Alejandro Zárate