Awards food and travel
Lenovo¡Te invita a votar por tus favoritos!

Blanco Colima: el restaurante para disfrutar de un buen brunch

Característicos muros blancos llenos de detalles se levantan imponentes en la entrada de Blanco Colima para darte la bienvenida a una experiencia gastronómica llena de arte. Desde el primer vistazo dentro de este impecable lugar inaugurado el 26 de octubre de 2015, se perciben relieves restaurados que delatan a esta casa como una perteneciente al Porfiriato. Texto: Andrea Cabrera.

 

Ambiente Blanco Colima

 

Blanco Colima

 

Las luces cálidas te hacen sentir como en casa mientras caminas por los pasillos de Blanco Colima un domingo por la mañana, cuando el olor a comida recién hecha ya inunda el lugar. Lázaro, Belafonte, Lounge y Galería son los cuatro espacios que conforman este escenario ubicado en la Calle Colima 168 de la Colonia Roma, que catapulta la gastronomía, arte y cultura en la Ciudad de México.

Entre sillas de madera y sillones negros, el salón Lázaro te recibe con espacios acogedores para acompañar una buena taza de chocolate caliente que de ley abrirá el apetito y se verá acompañado por algunas de las delicias recién horneadas y traídas de Carolo como  bisquets, conchas de té verde, croissants, entre otros.

 

Dulces placeres

 

Blanco Colima

 

El sofisticado menú de desayunos cuenta con opciones variadas entre las que destacan: fruta de temporada acompañada de yogurt, granola y miel, açai con toppings como plátano, fresa y coco deshidratado, perfecto para las mañanas más calurosas, y pan francés para los que optan por opciones dulces en el desayuno tardío.

Opciones saladas

 

Por otro lado el omelette de queso ricota, esponjoso y suave se convierte en un abrazo por las mañanas cuando quieres iniciar el día con un platillo delicioso. También están los huevos benedictinos poché, tan lindos que si no fuera por su delicioso sabor, querrías dejar intacta la bonita presentación, y el french dip de rib eye para aquellos que abren los ojos cada mañana con un apetito feroz, crujiente pan que deja entrever una capa de queso que se disuelve en tu boca mientras que el sabor de la carne explota en tu paladar.

 

 

Mientras disfrutas el juego de texturas y una buena mimosa en tu primera comida de un relajado domingo, desde la terraza podrás apreciar el ambiente y detalles que componen a una de las colonias más emblemáticas de la Ciudad de México. Disfrutar de cada propuesta gastronómica que ofrece Blanco Colima en sus desayunos y brunchs que se sirven todos los domingos de 9 de la mañana a 1 de la tarde. Cheque Promedio: $650 pesos. blancocolima.com