Awards food and travel
¡Nomina a tus favoritos!

Miradores de la Ciudad de México

Nuestra metrópoli posee fascinantes postales dignas de admiración, por ello en sus alrededores cuenta con sorprendentes mirados que te permitirán contemplar la Ciudad de México desde otro encuadre, seguro te volverás a enamorar de ella.

Monumento a la Revolución

Desde el 2010, como resultado de las actividades de rescate cultural, es posible recorrer su interior; desde los cimientos hasta el Nivel linternilla, pasando por el nivel medio donde se encuentra su mirador. El acceso es por medio de un elevador panorámico de cristal y se tiene la oportunidad de apreciar una vista 360° de la Ciudad a 65.7 metros de altura; además de contar con telescopios. En el interior del mirador se encuentra el Café Adelita donde puedes disfrutar de un estás calientitas y deliciosas bebidas, así como malteadas mientras contemplas la urbe. Precio general de entrada $80 pesos.

Torre Latinoamericana

 

La antes conocido como “La torre más alta del mundo” en 1972, cuenta con 181.33 metros de altura que la hace uno de los mejores lugares para admirar la capital del país. Su mirador público se ubica en el piso 44; cuenta con telescopios de alto alcance con los que podrás observar el palacio de Bellas Artes, el World Trade Center (WTC) y la Catedral Metropolitana. Se ubica en la calle de Francisco I. Madero esquina con Eje Central en el Centro Histórico de la Ciudad. La entrada general es de $110 pesos por persona, los niños y personas de la tercera edad tienen descuento. El acceso incluye la visita al mirador cuantas veces quieras durante el día de tu compra así como la entrada al Museo del Bicentenario.

Bellini

Se trata de un restaurante giratorio único en su tipo en el país así como el más grande del mundo. El restaurante ofrece comida internacional y un ambiente íntimo con música en vivo por las noches -muy recomendable para cenas románticas-. Va a una velocidad moderada por lo que no debes moverte de tu asiento para poder disfrutar de la vista panorámica de la ciudad, el recorrido completo lo realiza en 1 hora y 45 minutos aproximadamente, resaltando la belleza de la urbe tanto de día como de noche. Está ubicado en el piso 45 del World Trade Center sobre la avenida de Insurgentes. Su cheque promedio es de $550 pesos; disponible de lunes a domingos de 13:00 a 00:00 horas.

Castillo de Chapultepec

 

Ubicado en lo alto del Cerro del Chapulín, es uno de los inmuebles con más historia en el país, levantado durante la Época Colonial sobre la base del cerro a una altura de 60 metros, que en tiempos antiguos sirvió de descanso para Moctezuma II Xocoyotzin. En la actualidad es sede del Museo Nacional de Historia y aunque no es propiamente un mirador, cuenta con una de las más hermosas vistas de la Ciudad de México, vista desde su terraza, a la que se puede acceder a pie o desde un trenecito. La entrada es de martes a sábados por $70 pesos por persona, sin embargo, los domingos no tiene costo alguno.

Cerro del Tepeyac

Si frecuentas o visitas la Basílica de la Virgen de Guadalupe, un imprescindible es subir por los 250 escalones decorados con azulejos, rodeado por hermosos y bien cuidados jardines, para llegar a la Capilla del Cerro del Tepeyac a unos 100 metros de altura. En la cima tendrás una vista general a la explanada y Basílica de Guadalupe, así como los más grandes edificios del centro de la ciudad, y un vistazo a los volcanes Ajusto, Iztaccihuatl y Popocatépetl. Aunque implica un esfuerzo el llegar hasta ahí bien lo vale por las hermosas panorámicas, además de ser completamente gratuito.