Muffins salados

Muffins salados

 

Recetas y fotografías tomadas del libro Madhouse CookBook de Jo Pratt. Fotos de Gareth Morgan. (Duncan Baird, $19 USD EN amazon.com).

 

Porciones: 12 porciones

Ingredientes:

  • Mantequilla, para engrasar (opcional)
  • 40 g de piñones
  • 225 g de harina con levadura
  • 2 cdtas. de polvo de hornear
  • 100 g de polenta o de sémola de trigo
  • 150 g de queso cheddar maduro, rallado
  • 150 g calabazas, ralladas
  • 2 huevos
  • 200 ml de yogurt natural
  • 80 ml de aceite de oliva
  • 75 g de jamón, salami o chorizo, cortado en trozos pequeños

 

Procedimiento:

  1. Precalentar el horno a 180ºC.
  2. Engrasar ligeramente los espacios del molde para 12 muffins, o bien, colocar un cuadrado de 13 cm de papel encerado para hornear en cada espacio, doblando los lados para ajustarlos al molde.
  3. Calentar los piñones en una sartén a fuego medio por 3 minutos, revolviendo continuamente hasta que empiecen a dorarse (no descuidarlos, o se quemarán rápidamente). Retirar del fuego y dejar enfriar.
  4. En un tazón, combinar la harina, el polvo para hornear y la polenta. En un recipiente aparte, mezclar suavemente dos tercios del queso y el resto de los ingredientes. Sazonar con sal y pimienta negra recién molida.
  5. Verter los ingredientes húmedos a los secos. Mezclar suavemente hasta formar una pasta grumosa (mezclar excesivamente hará que los muffins horneados se vuelvan pesados). Verter la mezcla al molde y esparcir el queso cheddar restante en la parte superior. Hornear por 20 minutos hasta que se esponjen y se doren un poco. Dejar enfriar en el molde durante unos minutos y, después, transferir a una rejilla. Pueden servirse calientes o fríos.