Awards food and travel
Lenovo¡Vota por tus favoritos!

Restaurantes de comida coreana en la Ciudad de México

En México existe una gran comunidad coreana, que si bien, por bastante tiempo fue hermética, desde hace varios años gracias a la hallyu u ola coreana, la cultura del país asiático comenzó a cobrar gran relevancia a nivel internacional, y por su puesto en nuestro país. Por ello, aquí te dejamos algunas opciones de restaurantes de comida coreana, para que descubras y saborees su increíble gastronomía, y aunque ya haya terminado el Mundial de Futbol, no se te acabe el amor por Corea.

Goguinara

El concepto de esa parrilla es la cocina de Corea del Sur,  con ingredientes clásicos que predominan en su gastronomía como el kimchi, platillo picante elaborado con col fermentada, arroz y fideos. El producto principal en Goguinara es la carne, cuentan con una amplia variedad de cortes que podrás elegir y preparar en las parrillas eléctricas disponibles en el centro de cada una de las mesas. Mientras la carne está lista, prueba el banchan, platos pequeños de guarniciones típicas hechas a partir de verduras.  Los dueños son de origen argentino, por lo que la calidad está garantizada. No existe mejor lugar en la ciudad para adentrarte en el mundo del BBQ coreano. Dónde. Calle Génova 20, Zona Rosa, Cuauhtémoc. Teléfono. 5207 5233 Facebook. @Goguinara

Harimgak

 

La especialidad de la casa es la comida chino-coreana, esta fusión surge principalmente en la región fronteriza entre ambas naciones. La mezcla nace en la ciudad portuaria de Incheon en Corea, donde había una gran población china, el sincretismo fue aumentando con los movimientos migratorios conformando una nueva forma de cocinar y comer. Esta variante de la comida tradicional coreana se ha ido expandiendo por el mundo y es muy común encontrarla fuera de Corea; las líneas entre lo novedoso y lo antiguo se han ido difuminando con el paso del tiempo. Cuentan con una carta variada con porciones abundantes, por lo que te recomendamos compartir. No puedes irte sin probar su delicioso tankgsuyuk, variante coreana del cerdo agridulce chino, elaborada con trozos de carne de cerdo capeados y fritos, acompañado de verduras y bañado en salsa agridulce.  Dónde. Praga 54, Juárez. Teléfono. 5511 2848 harimgak.mx

 

Fat Boy Moves

 

Si buscas un concepto menos tradicional, pero inspirado en la culinaria coreana puedes acudir a Fat Boy Moves. Este pequeño  restaurante ubicado en la Condesa, es el fruto de la unión de Allen Noveck, originario de Corea, y Marifer Millán, de Guerrero. Ambos trabajaban en Estados Unidos, pero decidieron abrir un proyecto en común en México. Aquí se realizan mezclas innovadoras como el suculento arroz frito con kimchi, las Honey Butter Chips, papas saratoga con mantequilla, miel y helado o los imperdibles noodles con chamorro. Todo en este lugar es magnífico y los postres no son la excepción; diviértete degustando las cochidonas, pequeñas donas decoradas con caras de cerdito  y acompañadas con un vaso de leche para sumergirlas. Dónde. Av. Tamaulipas 147, Hipódromo. Teléfono. 5086 8192. @fatboymoves

Min Sok Chon

No existe en toda la ciudad un concepto más auténtico que el de Min Sok Chon, donde gran parte de la comunidad coreana se reúne para comer platillos que los transportan al país de sus antepasados. Resulta difícil no sentirte de viaje ya que la mayor parte de los comensales son de ascendencia coreana, pero no te preocupes, su menú está en hangul y español, por lo que no tendrás problema alguno para ordenar. Para probar una mezcla de los diferentes insumos que utilizan, prueba el budae jigae traducido como “cazuela de todo”, estofado que incluye fideos, tofu, kimchi, hongos y queso amarillo. El perfecto acompáñate para este manjar es el soju, delicioso destilado de arroz. Dónde Florencia 45, Juárez. Teléfono. 9155 4971. Facebook. @minsokchon

O’Mandu

En O’Mandu la especialidad es el pan hecho al vapor, existen diferentes variedades salados o dulces y la lista de rellenos es interminable, pero incluye ingredientes como: chile poblano, almendras, mermelada de manzana, pasta de curry, chorizo, chocolate, taro y muchos más. Su creador Jeong Hun O llegó en 1999 a México, y después de muchas aventuras logró abrir su propio restaurante. Cada panecillo es especial y tiene formas diferentes, que se utilizan en conjunto a los colores para crear bocadillos conceptuales. También podrás disfrutar platillos tradicionales cómo el bulgogi, delgadas tiras de carne suave carne de res, marinadas con soya, aceite de ajonjolí azúcar y ajo. Dónde. Estocolmo 18, Juárez. Teléfono. 5207 4554 @Omandupanalvapor

Checa también lugares imperdibles de Corea del Sur.