¿Qué sería de los mexicanos sin nuestra afamada y querida “Vitamina T”? Desde los tacos, pasando por los tamales, hasta los tlacoyos. Y aunque ahora sea una pregunta retórica, la vimos cerca, pues los maíces transgénicos ponían en peligro la riqueza genética del maíz mexicano y nuestro abasto y seguridad alimentaria a futuro. Afortunadamente hoy podemos celebrar el Decreto Presidencial que prohíbe el maíz transgénico en México y elimina progresivamente el uso de glisofato -herbicida que elimina las hierbas-. Fotos: Adobe Stock / Cortesía. 

Para profundizar en el tema realizamos una entrevista vía Zoom con Rafael Mier, Director General de Fundación Tortilla, una asociación civil sin fines de lucro que desde hace cinco años se encarga de promover la cultura y el consumo de maíz a nivel nacional e internacional.

 

¿Por qué el maíz es tan importante en México?

 

Rafael Mier

 

 

Preocuparse por la situación del maíz es cosa que debería competernos a todos los mexicanos partiendo de que es un alimento que se originó en nuestro país, lo que torna que México sea una de las principales entidades involucradas en la política del maíz mundial. “En la antigüedad existían unos pastos silvestres llamados teocintles y a partir de estos, se vieron cambios que hicieron que surgieran los primeros maíces primitivos en México y se comenzaran a cultivar hace aproximadamente 9 mil años”, explicó Rafael Mier.

El maíz es el alimento más importante de los mexicanos, lo que más consumimos y la principal fuente de proteínas, calorías, energía y calcio de la dieta nacional. Económicamente también es muy importante, hay más de 2 millones y medio de productores de maíz, más de 100 mil tortillerías, 15 mil tamalerías, y muchos otros negocios y empleos en torno a este ingrediente”.

 

Diferencias entre el maíz nativo, híbrido y el transgénico

 

Ya que repasamos su importancia cultural, social y económica, hablemos de las diferencias entre estos tres términos. Hablar de maíz nativo es hablar de los maíces ancestrales que se han conservado de generación en generación. En palabras de Rafael: “son semillas que han sido custodiadas por diferentes productores a lo largo de la historia, van escogiendo las mejores semillas en un proceso de mejora continua”.

Luego están los maíces híbridos, que se desarrollan generalmente por algún genetista, empresa semillera o institución pública. “Hacen una selección de las mejores características de los maíces criollos y tratan de reproducirlas para que sea más homogéneo. Van haciendo un maíz estandarizado que pierde toda la diversidad”, explicó el director de Fundación Tortilla.

 

Maíz

 

Finalmente está el maíz transgénico que también tiene esta selección genética y uniformidad, pero además le agregan genes de otra especie. “No solo es maíz con maíz, es maíz con bacteria. Por ejemplo, para desarrollar un maíz que sea venenoso al gusano del elote, como el maíz no tiene genética para eso, toman el ADN de la bacteria bacillus thuringiensis y se lo agregan para que sea resistente al gusano”, explicó Mier.

Hay dos principales maíces transgénicos que han querido introducir a México desde hace mucho tiempo: uno es resistente a gusanos y el otro es resistente a los herbicidas, glifosato es ese herbicida. “En 2012 quisieron hacer pruebas y siembras de este maíz en México, ahí fue donde se inconformaron asociaciones y en 2013 se creó la primera demanda colectiva en contra de los maíces transgénicos”, recuerda Rafael.

 

Decreto que prohíbe el maíz transgénico

 

A partir de esa demanda en 2013, comenzó la lucha en contra de los maíces transgénicos dado el riesgo que representaba que México perdiera su maíz. Por eso  ahora es muy importante el Decreto Presidencial que prohíbe el maíz transgénico y elimina progresivamente el uso de glisolfato hacia 2024, publicado el 31 de diciembre de 2020 en el Diario Oficial de la Federación.

“Estábamos esperando esto, que una ley saliera a prohibir los maíces transgénicos en México, por eso lo recibimos con mucho gusto y alegría. Es la primera vez que un presidente decreta que considera importante para el país, la cultura y la biología, que conservemos nuestros maíces nativos”.

 

Maíz

 

El Decreto abarca dos temas, lo primero es hacer una sustitución gradual de los maíces transgénicos y lo segundo es eliminar gradualmente el glisofato, este herbicida que se sabe es peligroso y puede ser nocivo para la salud. El presidente estableció que fuera de aquí a enero de 2024.

“Este Decreto es positivo para México en muchas razones: fomenta la salud de los mexicanos quitando un compuesto tóxico que sabemos nos podía hacer daño, y además tenemos un mandato que busca promover que México produzca su propio maíz y recupere su autosuficiencia y seguridad alimentaria”, expresó Rafael Mier.

 

¿Cómo apoyar esta causa?

 

Como consumidores, la primera contribución que podemos hacer es consumir maíz mexicano. Cuestionar dónde estamos consumiendo, qué tipo de tortillas, de tamales, de alimentos de maíz, y así analizar dónde impacta nuestro consumo. Para mantenerte al tanto de lo que pasa en torno al maíz en México y el mundo, visita fundaciontortilla.org

 

Maíz transgénico

 

Conoce más del maíz en esta nota sobre Datos que quizá no conocías del maíz. 

Te podría interesar

Más sobre Noticias

Flying-V: el avión del futuro

Flying-V: el avión del futuro

Conoce la más reciente innovación de la industria aeronáutica, una de las más avanzadas del mundo. El modelo a escala de su nuevo avión con forma de V pasó satisfactoriamente la primera prueba de vuelo.

México tendrá su primer Museo de la Hotelería

México tendrá su primer Museo de la Hotelería

Con el propósito de reconocer el valor que tiene el sector hotelero en el país, la Secretaría de Turismo anunció que se creará el Museo de la Hotelería Mexicana en el Pueblo Mágico de Orizaba. Te dejamos más información aquí.