Pudín de dátiles y nueces con crema de dátiles y ron

 

Es recomendable comer este postre recién hecho, pero si prefieres hacerlo por adelantado, puedes calentarlo después para recuperar su textura esponjosa. Sólo envuélvelo en papel aluminio y colócalo en el horno caliente durante 10 minutos. Las coberturas también pueden hacerse por adelantado. Puedes mantener en refrigeración la crema de dátiles y ron hasta por 24 horas; el jarabe se mantiene en buen estado durante unos días en refrigeración; conserva las nueces en un frasco hermético. Conoce más sobre los dátiles dando clic aquí.

 

Porciones: 6-8 porciones

Ingredientes:

Para el pudín

  • 200 g de dátiles, sin hueso, picados en trozos grandes
  • 5 cdas. de ron añejo
  • 125 g de mantequilla acremada, a temperatura ambiente
  • 100 g de azúcar de palma de coco orgánica o azúcar morena
  • 3 huevos
  • 150 g de harina de trigo
  • 2 cdtas. de polvo para hornear
  • 1/4 de cdta. de bicarbonato de sodio
  • 1 pizca de sal
  • 50 g de nueces, partidas a la mitad, picadas en trozos grandes

Para la cobertura

  • 175 g de dátiles, sin hueso y picados
  • 6 cdas. de ron añejo, más 1 cda. extra
  • 125 g de azúcar de palma de coco orgánica o azúcar morena
  • 120 ml de agua
  • 50 g de nueces en mitades, ligeramente tostadas
  • 250 ml de crema batida
  • 1 molde para hornear de 25 x 16 cm

 

Procedimiento:

  1. Precalentar el horno a 180 °C. Engrasar el molde con mantequilla y forrar con papel encerado, doblando las esquinas.
  2. Para el pudín, colocar los dátiles en un procesador y el ron en una cacerola pequeña. Calentar el ron a fuego medio durante un minuto y verter sobre los dátiles. Moler hasta obtener un puré suave.
  3. Batir la mantequilla y el azúcar en un recipiente hasta que se suavicen. Añadir el puré de dátiles y los huevos, uno a la vez; batir bien en cada adición.
  4. Cernir la harina, el bicarbonato de sodio y la sal, e incorporar a la mezcla de dátiles. Agregar las nueces picadas.
  5. Verter la mezcla en el molde y hornear por 25 minutos, hasta que el pudín esté esponjoso y bien cocido. Cubrir con papel aluminio y dejar reposar 5 minutos. Cortar en 8 piezas.
  6. Para la cobertura, calentar el ron a fuego medio durante un minuto en una cacerola pequeña. Colocar los dátiles en un procesador, añadir el ron y moler hasta obtener un puré terso. Transferir a un tazón mediano.
  7. Para las nueces crujientes, colocar el azúcar y el agua en la misma cacerola y disolver a fuego bajo. Aumentar el fuego y dejar hervir durante 4 minutos. Retirar y agregar las mitades de nueces; revolver para cubrir con el almíbar. Transferir las nueces a una charola para hornear forrada con papel de aluminio; reservar el jarabe.
  8. Hornear las nueces durante 6 minutos. Añadir 7 cucharadas del jarabe al puré de dátiles y mezclar hasta integrar. Dejar enfriar.
  9. Calentar el resto del almíbar durante 1 minuto; añadir la cucharada extra de ron, transferir a una jarra pequeña y dejar enfriar.
  10. Sacar las nueces del horno, dejar enfriar y transferir a un frasco con tapa.
  11. Añadir la crema batida al puré frío de dátiles y ron, y utilizar un batidor de globo para obtener una textura más suave.
  12. Servir la crema con el pudín y cubrir con el jarabe de ron y las nueces crujientes.

 

Maridaje Food and Travel:

Ron de Guatemala, ámbar dorado, aromas de caramelo, vainilla y nueces, meloso e intenso.

Sugerencia: Ron Zacapa 23

Te podría interesar

Más sobre Dulces