Algunos utilizan el café turco para predecir su suerte. Para otros, es un símbolo de hospitalidad y amistad, mientras que para la mayoría es una deliciosa bebida caracterizada por su sabor y aroma intenso. Lo cierto es que el café turco es una bebida de tradición invaluable que desde el año 2013 es considerada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO). Lo mejor es que para probar el café a la turca no hace falta que viajes a Turquía: aquí te contamos cómo se prepara y dónde encontrarlo en Ciudad de México. Fotos: Adobe Stock y cortesía.

 

La historia detrás del café turco

 

Antes que nada, hablemos de su origen. Este café fue uno de los primeros que se prepararon en la Península Arábiga. En 1543, el gobernador otomano de Yemen, Ösdemir Pasha, lo introdujo en Estambul, capital del imperio otomano, donde se perfeccionó una técnica para preparar esta bebida.

Tuvo tal éxito que, en 1554, se abrió la primera cafetería en el distrito de Tahtakale y rápidamente surgieron más alrededor de la ciudad, posicionando así al café turco como una parte fundamental de la cultura de Estambul. Desde allí, pronto se extendió a Europa y eventualmente al mundo entero.

 

Café turco en taza

 

 

En qué consiste el ritual para su preparación

 

El café turco se prepara con granos de café arábiga que se tuestan cuidadosamente y después se muelen hasta obtener un polvo muy fino. Posteriormente, se mezcla con agua y azúcar dentro de un cezve o cafetera turca de cobre.

Este recipiente se sumerge en arena del desierto, muy caliente, y se deja hervir tres veces hasta producir una ligera espuma en la superficie. Finalmente, se sirve en pequeñas tazas y se deja reposar por un corto periodo de tiempo para que los granos se asienten en el fondo. De hecho, esos posos de que quedan en las tazas vacías se dice, sirven para predecir el futuro de las personas.

 

 

Puesto de café en Estambul

 

 

 

Dónde beber café turco en Ciudad de México

 

A estas alturas seguramente ya se te antoja una buena taza de café turco calientito, acompañado de un dulce árabe para potenciar su sabor. Afortunadamente, hay cafeterías y restaurantes en la capital donde puedes encontrar esta bebida.

La primera opción es Café Emir, lugar que nació en 1936 y donde la especialidad es el café turco. Hoy cuentan con más de 12 sucursales alrededor de Ciudad de México, y en todas encontrarás café a la turca y dulces árabes para acompañar, como dedos de novia con nuez y mantequilla. Cheque promedio: desde $60 pesos por persona. emircafe.mx

 

Café Emir

 

Otra de las opciones es el restaurante Merkavá, donde puedes disfrutar de un buen café turco en su terraza con vista a la colonia Condesa. Aquí podrás acompañarlo con auténticos postes de Medio Oriente como la babka de chocolate. Cheque promedio: $400 pesos por persona. merkava.com.mx

Ahora que conoces más sobre el café turco, descubre más datos y curiosidades sobre esta bebida en distintas partes del mundo a través de nuestras redes sociales, búscanos como @foodandtravelmx

 

¿Andas con antojo de comida española? Checa los mejores lugares para comer paella en la CDMX.

Te podría interesar

Más sobre Bebidas

Té… en frío

Té… en frío

Conoce cuáles son las formas correctas de preparar té frío, así como las mejores formas de maridarlo con algunos otros alimentos. ¡Te sorprenderás!

30 años de Monte Xanic

30 años de Monte Xanic

Estuvimos en la celebración del 30 aniversario de Monte Xanic, una de las vitivinícolas más importantes de México. ¡Checa cómo se puso!