Awards food and travel
Lenovo¡Vota por tus favoritos!

Denominaciones de Origen en México

Contar con Denominaciones de Origen para los distintos productos autóctonos de un país es una ventaja que ayuda a la preservación de los mismos y a que el consumidor encuentre siempre una gran y constante calidad. En México contamos con 15 denominaciones de origen, de las cuales te presentamos seis ejemplos.

Cacao Grijalva

CacaoGrijalva

Es la denominación de origen mexicana más reciente, se declaró en agosto de este año. Incluye al cacao verde, tostado o molido de la especie Theobroma cacao, que es cultivada en tres subregiones productivas y 11 municipios de la región Grijalva de Tabasco.

Arroz de Morelos

ArrozMorelos

Está clasificado como uno de los mejores del mundo, pues ha ganado premios nacionales e internacionales que lo identifican como un arroz gourmet, gracias a su siembra artesanal y propiedades culinarias. En esta denominación de origen que fue declarada en 2012, se protege a la planta, la semilla y el grano de la planta.

Ámbar de Chiapas

AmbarChiapas

Se trata de una piedra de origen vegetal, cuya denominación —declarada en 2003— aplica tanto a la pieza como a los productos derivados de ésta: joyas y objetos varios. Tiene tonalidades amarillas a café intenso casi negro, y es un material que ha sido utilizado desde la época de los mayas.

Mango Ataulfo

MangoManila

La principal característica de este fruto de color amarillo es que contiene alrededor de 70% de pulpa firme y dulce, cubierta por una cáscara resistente. Solo puede ser producido en 13 municipios del estado de Chiapas.

Vainilla de Papantla

Vainilla

Es una variedad de vainilla que solamente se produce en 39 municipios de Veracruz (20) y Puebla (19). La Norma Oficial declarada en 2009 cuida tanto al fruto maduro como los extractos y sus derivados

Olinalá

Omnila

Se trata de una técnica de laqueado artesanal, originaria de un pueblo homónimo de origen prehispánico en Guerrero. Consiste en usar la madera del árbol lináloe, la cual es resanada con una mezcla de aceite de linaza con chía, tierra blanca y tierra tecoztle. Esta pieza después se pigmenta usando, en su mayoría, tintes naturales.