En el corazón de una de las denominaciones de origen más prestigiosas de España, D.O. Ribera del Duero, se encuentra la finca pequeña de Dominio Fournier con 22 parcelas de viñedo. Esta marca, representada por Casa Pedro Domecq en México, recién llegó al país para demostrar el porqué de su slogan  “Cuando amas lo que haces el resultado merece la pena”, a través de sus dos etiquetas: Crianza y Reserva. Fotos: Cortesía Dominio Fournier / Elsa Navarrete.

Esta bodega se ha caracterizado por cuidar hasta el más mínimo detalle en la creación de sus vinos. Su elaboración artesanal, una producción limitada y la autenticidad son el corazón de Dominio Fournier, ubicada desde 1960 en la Milla Escondida, un lugar privilegiado a orillas del río Duero.

“Es una producción pequeña, por lo tanto la distribución es selecta. Arrancamos en Ciudad de México y seguiremos un poco con Puebla, Guadalajara y Monterrey. Nuestro público son personas que gustan del vino, que conocen Ribera del Duero pero que están abiertas a explorar nuevas cosas. En México hay mucha gente que toma vinos de esta denominación de origen, pero suelen estar casados con alguna marca en especial. De ahí que nuestro mercado sean empresarios y emprendedores jóvenes que saben que el trabajo duro siempre da buenos resultados”, nos dice Aurelie Skorupa, Gerente de Vinos de Casa Pedro Domecq.

 

Vinos Dominio Fournier

 

 

El terroir de Dominio Fournier

 

Los viñedos de Dominio Fournier crecen en canto rodado (fragmentos de roca pulidos) que resultan ser suelos pobres con una gran capacidad de drenaje, permitiendo así obtener uvas concentradas de gran calidad.  Además, la altura de los viñedos —a 820 metros sobre el nivel del mar—, un clima mediterráneo de carácter continental con cambios bruscos de temperatura entre estaciones y una pluviometría que oscila entre los 400 y los 600 mm anuales, marcan una viticultura de rendimientos cortos y uvas de intenso color y estructura, ideales para crianzas prolongadas.

Por si fuera poco, previo a la fermentación alcohólica, los mejores lotes descansan durante cinco días en una maceración con nieve carbónica, un innovador proceso que les permite extraer taninos más dulces y aromáticos. De esta forma se obtienen vinos con mayor color, cuerpo, complejidad y capacidad de crianza.

Sus vinos tintos, poseedores de un gran carácter, expresan la esencia del terroir y de la uva tempranillo, llamada Tinta del país. “La potencia de los vinos aguantan algún picor, algo importante en México. Pero eso sí, quitaría el tema del limón. La cochinita pibil y una gringa con queso armonizan con el Crianza. Y una carne asada, que todos amamos hacerla, acompañada de un queso fuerte como un Cotija, marida con el Reserva”, nos sugiere Aurelie, quien afirma que Dominio Fournier es una de las marcas predilectas de los amantes del buen vino que buscan experiencias más complejas.

 

Vinos Dominio Fournier

 

 

Crianza 2016: armonioso y equilibrado

 

Uva: tempranillo.

Añejamiento: 12 meses en barrica de roble francés (80%) y americano (20%).

Notas de cata: a la vista resulta brillante, de color violeta intenso con muestras de juventud. De gran intensidad y frescura, en nariz aparecen notas a fruta negra y de madera como vainilla. En boca es fresco, untuoso y con una alta persistencia.

Tip: conservar a temperatura ambiente. Decantar y servir a 17 ºC.

Maridaje: armoniza perfectamente con unos esquites tatemados con alioli de huitlacoche y queso curado rallado y un sofrito de calamares y chicharrón sobre rodajas de papa.

Precio: $ 720 en Costco.

Vinos Dominio Fournier

 

 

Reserva 2014: elegancia que envuelve

 

Uva: tempranillo.

Añejamiento: 18 meses en barrica 100% roble francés.

Notas de cata: a la vista resulta atractivo y de un color rojo-violáceo muy profundo. En nariz es complejo y potente, con aromas a fruta negra madura, espaciados y ahumados que se mezclan con los aromas del roble. En boca es amplio, envolvente y con fuerte persistencia.

Tip: conservar a temperatura ambiente. Decantar y servir a 17 ºC.

Maridaje: marida muy bien con quesos fuertes, pimientos de piquillo rellenos de pato y foie gras con salsa de Oporto, chamorro braseado y chocolate semiamargo con un toque de mole.

Precio: $1,230 en Costco.

 

 

Vino Reserva

 

También lee The Best of Ribera del Duero: los 20 vinos elegidos por los expertos. 

Te podría interesar

Más sobre Bebidas

Para cocina mexicana… ¡té!

Para cocina mexicana… ¡té!

Food and Travel | Celebra estas fiestas patrias disfrutando de la exquisita cocina tradicional mexicana maridada con tés que potencializan o equilibran sus sabores.

VER MÁS