Brasil, Ecuador, Bolivia, Guatemala, Colombia, Perú y Argentina, entre otras naciones de Centro y Sudamérica, también poseen una larga tradición en torno a la infusión de hojas y brotes de Camellia sinensis, la planta del té. Exploremos los andares de esta milenaria bebida por el Cono Sur. Fotos: Cortesía Escuela Mexicana de Té

“Argentina es sinónimo de yerba mate”. ¡Es cierto!, pero también de camellia sinensis. De hecho, pocos saben que Argentina se cuenta entre los principales productores de té a nivel mundial, con exportaciones que cada año superan las 75 mil toneladas métricas.

 

Su pasado

 

La historia del té en Argentina es bastante reciente. La Camellia fue introducida a su territorio en 1920, con semillas importadas directamente desde Rusia. La mala calidad de las primeras cosechas hizo que la planta del té literalmente se mantuviera como un cultivo de mínima relevancia.

 

Té de Argentina, plantíos

 

Con la prohibición de 1951, que impedía el flujo de tés importados, nuevas y mejores plantaciones se establecieron en la provincia de Misiones, en el extremo noreste del país. En menos de 10 años Argentina estaba exportando té a Chile.

Hoy, el té argentino viaja a distintas regiones del planeta, particularmente a los Estados Unidos pero también a Europa. La gran mayoría de sus hebras se destina a la producción de tés helados, blends de té de gama media-baja y tés instantáneos en polvo. ¡Créalo!, ahora mismo podría estar bebiendo hebras de esta fascinante y singular región.

 

¿Cómo son los tés de Argentina?

 

Es importante decir que se trata de hebras cultivadas a baja altitud, ligeramente neutras y sencillas en expresión aromática y gustativa. Típicamente, se procesan a través del método ortodoxo, aunque casi siempre hay presencia de procesos industrializados, como máquinas CTC (cortar, triturar y enrular, por sus siglas en inglés) o moledoras de hojas rotatorias LTP. Toda la cosecha se realiza con grandes tractores, que cortan abundantes porciones de hojas y brotes mecánicamente.

 

Té de Argentina Máquinas

 

La mayor parte de la producción sigue sucediendo en las provincias de Misiones y Corrientes, sin embargo, también pueden hallarse pequeñas cantidades de té en otras regiones, generalmente de mejor calidad y siempre reservadas al consumo doméstico. Bien dicen que los mejor es lo que se produce en casa.

 

Tipologías

 

En territorio argentino, todo puede resumirse en tés negros. Las hebras de mayor calidad provienen de las primeras cosechas del año (octubre a noviembre), cuando las hojas de la Camellia están tiernas. También pueden hallarse pequeñísimas cantidades de tés verdes, elaborados con sistemas de producción híbridos que someten las hojas al vapor y después las secan en los mismos hornos utilizados para el té negro.

 

té de Argentina

 

En México, como tés puros asociados a su origen, es casi imposible hallarlos. La realidad es que para probar todo el aroma, sabor y tradición de Argentina en taza, hay que hacer maleta y aventurarse a descubrirlos in situ. escueladete.mx

 

 

También lee: Bubble tea, una bebida refrescante y divertida

 

Te podría interesar

15 instantes en el Valle de Guadalupe

15 instantes en el Valle de Guadalupe

Despierta en tus sentidos la necesidad de visitar el Valle de Guadalupe a través de estas fotografías que muestran un poco de la belleza de sus paisajes y la variedad de propuestas vinícolas y gastronómicas.

Más sobre Bebidas

VER MÁS