Como si se tratara de una película de ciencia ficción, la NASA y otras organizaciones, ya comienzan a desarrollar alimentos para la probable vida en Marte. ¿Será que el futuro nos alcanzó? Lo que tal vez no te imaginas, es que dos mexicanos están incursionando en este tipo de investigación. El chef yucateco Pedro Evia y su socio Eduardo Rukos, tienen un laboratorio en su restaurante Ku’u’k, ubicado en Mérida, donde desarrollan un proyecto para Mars City Design. Fotos: cortesía Laboratorio Ku’u’k y Adobe Stock.

Esta empresa pertenece a la doctora Vera Mulyani, quien lleva varios años diseñando y desarrollando la sustentabilidad de una ciudad en Marte, incluyendo todo lo necesario para la vida en ese planeta.

 

Chicles mexicanos ¿en Marte?

 

Comida a Marte

 

En entrevista, Eduardo nos contó que la doctora Mulyani, a través de la doctora Rachell Ornan-Stone, asesora  del Pacific Northwest American Institute of Aeronautics and Astronautics, los contactó para “proponer un medio alimenticio, liviano y de larga caducidad que ayudará a recrear recuerdos a través del gusto y el olfato”.

La doctora había visitado el restaurante Ku’u’k y le fascinó la forma en cómo acoplan sabores híper concentrados a la resina del zapote (chicle). “ A esta se le pueden añadir sabores de productos deshidratados, líquidos como extractos o incluso aceites”, señaló Eduardo, quien es ingeniero industrial.

“Es así como surgió la idea de acoplar sabores que generarán recuerdos terrícolas para los exploradores espaciales, con la intención de que estos recuerdos les ayuden a obtener una mayor estabilidad emocional en sus largas travesías”, dijo.

 

Traspasando fronteras

 

La misma NASA se enteró de este proyecto porque ambas doctoras trabajan muy de cerca con esa institución y muchas otras empresas privadas especializadas en la aeronáutica espacial.

“Los resultados de todos sus proyectos eventualmente formarán parte del proyecto Mars City Design y, probablemente, muchos serán utilizados para las misiones que cada día se están volviendo más populares, como las de la empresa SpaceX”, compartió Eduardo.

 

Sabores de la Tierra

 

Comida a Marte

 

Pedro y Eduardo han desarrollado una goma de mascar con sabores de la Tierra. ¿Cómo lo logran? “Primordialmente utilizamos productos liofilizados, deshidratados por sublimación, que nos permiten concentrar sabores, mezclarlos en polvo y añadirlos al chicle”.

El reto es lograr que esos sabores detonen un recuerdo. “Tenemos que estudiar cuáles son los eventos que nos permiten, por medio de la memoria a largo plazo y a la memoria semántica (la obtenida por hechos), regresar a una emoción placentera”.

Y nos dio un ejemplo: el olor del pasto recién cortado. Este recuerdo es muy probable que muchos lo tengamos y nos cause ciertas emociones; la idea es crear un sabor que evoque esa emoción. “Para lograrlo es necesario un rotavapor que nos ayude a extraer la esencia del césped para que libere sus compuestos volátiles y obtengamos ese olor característico”.

“Posteriormente mezclamos estas esencias y las integramos, ya sea a un azúcar o a una goma para poderla deshidratar por sublimación y quedarnos exclusivamente con el sabor y olor característico”.

 

Más por investigar

 

Chef Evia y Eduardo

 

Le preguntamos a Eduardo si además de estos chicles, están desarrollando otros alimentos. “Estamos revisando las posibilidades del uso de la miel yucateca en estas exploraciones y a través de diferentes medios, ya que tiene un altísimo valor calórico y prácticamente nunca caduca”.

Y finalizó: “Los menús de los futuros exploradores apenas se están planteando y avanzarán conforme se vayan obteniendo más resultados sobre los ingredientes que se podrán sembrar y cosechar en esas colonias extraterrestres”.

“Hasta ahora se han realizado exitosas cosechas de plantas como chiles, zanahorias y rábanos, así como alimentos basados en insectos que proveen proteína y en la agricultura celular, la cual permitirá obtener carne desde células a través de bioreactores”.

 

¿Te gustaría viajar a Marte? Entonces conoce el primer hotel espacial. 

Mariana Mendoza

Mariana Mendoza

Es comunicóloga con una especialidad en periodismo, egresada de la UNAM. Se tituló con una tesis sobre Periodismo Turístico y desde entonces, se ha dedicado a viajar y comer por todo México y otras partes del mundo. Su pasión la ha llevado a escribir en diversos periódicos y revistas, y ha participado en programas de radio. Además, le gusta tomar fotografías, coleccionar artesanías, cantar y tocar la guitarra, y recientemente se convirtió en mamá, su nuevo viaje por vivir. Síguela en Instagram como : @la_tia:tiquismiquis

Te podría interesar

Más sobre Mundo Gourmet

Productos mexicanos en peligro de extinción

Productos mexicanos en peligro de extinción

¿Te suena jitomate arriñonado, pasilla mixe, ayocote, chile chilhuacle y guaje? Si tu respuesta es no, o medio te acuerdas, esta nota es para ti, para que conozcas algunos productos nacionales que necesitan trabajo y tú puedes dárselos.